La catástrofe de Bhopal, El desastre industrial mas terrorífico

La catástrofe de Bhopal ocurrida en esta misma ciudad de la India, la noche del 2 al 3 de diciembre de 1984, es sin lugar a duda el desastre industrial más grande de la historia.

En la planta de la empresa norteamericana Union Carbide un escape de gas tóxico provocó una nube letal que en escasas horas mató miles de personas que vivían en los alrededores.

Las personas que no murieron por la inhalación del gas sufrieron lesiones permanentes: ceguera, problemas respiratorios, parálisis cerebral, trastornos neurológicos, alteraciones de las hormonas…

Consecuencias de la catástrofe de Bhopal

Las autoridades calculan que el número de víctimas mortales de la tragedia contando las primeras horas y a su vez, los años posteriores, es de más de 25.000 habitantes de la ciudad.

Por su parte la multinacional estadounidense Union Carbide sólo estimó 3.800 fallecidos.

Durante la noche la gente caía ahogada, con hemorragias internas o convulsiones.

Pocos consiguieron llegar a un hospital pero no tuvieron mucha más suerte.

nube toxica en bhopal
Nube tóxica en Bhopal

Los médicos de la ciudad no sabían cómo tratar a los pacientes ya que la empresa nunca había especificado que productos se almacenaban realmente en la fábrica.

Décadas después de la tragedia, estos datos siguen siendo una incógnita ya que, absurdamente, todavía se consideran «secreto de empresa».

Características de los compuestos causantes del desastre

El gas que causó el desastre industrial estaba formado en su mayoría por MIC, abreviatura de isocianato de metilo.

Se trata de un compuesto químico extremadamente tóxico.

La compañía lo utilizaba para producir pesticidas pero la demanda nunca había cumplido las expectativas de la producción.

Los depósitos almacenaban muchas más toneladas de las permitidas ya que no vendían los excedentes.

Por otra parte, Union Carbide había reducido los presupuestos para el mantenimiento de la fábrica.

La mayoría de trabajadores no estaban cualificados para manejar ese tipo de productos ya que no se les daba una formación adecuad.

En el momento del accidente no funcionaba ninguno de los seis sistemas de control creados para evitar un escape de gas a la atmósfera.

Sorprendente ¿verdad?

Miles de vidas destrozadas por la catástrofe de Bhopal

Los ojos de miles de personas están velados debido al gas.

Muchas personas se quedaron ciegas minutos después de la nube tóxica.

El desastre industrial mas grande de la historia

Muchos han perdido la vida, los dientes y también la movilidad de sus articulaciones.

Nadie se salvó del infierno de medianoche en Bhopal

Los horrores de aquella noche son difíciles de describir según muchos supervivientes.

La gente que sobrevivió cuenta historias de pánico, desesperación y muerte donde todo el mundo corría para escapar de aquello que no se podía ver ni tocar, que no tenía nombre, origen o forma.

“El aire quemaba la piel, los ojos, los pulmones…”

La nube se dirigió hacia el sur de la fábrica, afectando a una de las zonas más pobres de la ciudad, llena de barracas y por lo tanto con mucha densidad de población.

Cuando salió el sol el espectáculo era desolador: cuerpos amontonados unos encima de otros, familias enteras sin vida, casas llenas de cadáveres y gente sufriendo todavía los efectos de la nube tóxica.

Bhopal no se despertó de la pesadilla y la India tuvo que afrontar la realidad.

Mientras tanto los médicos y sanitarios luchaban impotentes para salvar o recuperar el máximo de vidas posibles.

El juicio del desastre de Bhopal

En los despachos y oficinas empezaban a buscar el culpable.

La multinacional estadounidense Union Carbide intentó defenderse con excusas de sabotaje pero las investigaciones de las autoridades pronto revelaron que había sido la misma compañía la que había desencadenado el incidente por la mala gestión.

desastre en bhopal

El dueño de la compañía, Warren Anderson, debía presentarse ante una corte india para el juicio.

Cuando el dirigente llegó al país fue confinado en un hotel en espera de juicio pero, con el beneplácito de las autoridades, se le permitió regresar y desaparecer sin ningún cargo.

El presidente de la compañía falleció recientemente después de una vida de lujo en los Estados Unidos, protegido por su país y dejando la India

La empresa “indemnizó” a las víctimas con 470 millones de dólares a condición de que se olvidaran del asunto.

La cifra resultó insignificante porque el Estado asiático se quedó con gran parte del pago y con el resto apenas se han podido cubrir los gastos médicos de una pequeña parte de los enfermos.

Indignante.

 

Más: Desastres ambientales.